Tag Archives: Alonso de Espinosa

Esenciales (VI): Historia de Nuestra Señora de Candelaria

Portada de Historia de Nuestra Señora de Candelaria (fuente: Memoria Digital de Canarias).

Esto es lo que de las costumbres de los naturales he podido, con mucha dificultad y trabajo, acaudalar y entender; porque son tan cortos y encogidos los guanches viejos que, si las saben, no las quieren decir, pensando que divulgarlas es menoscabo de su nación.

Fray Alonso de Espinosa (Del origen y milagros de la Santa Imagen de nuestra Señora de Candelaria […] (1594), Libro I, Capítulo IX) 

A falta de una crónica específica sobre la conquista de Tenerife, la obra del fraile dominico Alonso de Espinosa (Alcalá de Henares, 1543 – ?, c. 1600) puede considerarse como la primera historia escrita sobre la isla del Teide, así como el segundo libro llevado a imprenta dedicado a las Islas Canarias.[1]El primer libro impreso que trata sobre el Archipiélago data de 1583 y lleva por título, en su traducción al español, Descripción de las Islas Afortunadassiendo su autor el mercader inglés Thomas Nichols.

(más…)

Más / More...

Esenciales (IV): Descripción e Historia del Reino de las Islas Canarias

mapa-canarias-cancer

El famoso mapa de las Islas Canarias asociadas al signo zodiacal de Cáncer, según el ingeniero Leonardo Torriani a finales del siglo XVI (fuente: Biblioteca Geral da Universidade de Coimbra, signatura Ms. 314, folio 8r.)

En 1584, el rey Felipe II de España comisionaba a uno de sus técnicos de confianza, el ingeniero Leonardo Torriani (Cremona, Ducado de Milán, c. 1560 – Coimbra, Reino de Portugal, 1628), para el diseño y la construcción de un torreón y un muelle en la isla de La Palma. Este encargo, que duraría unos dos años, se vio ampliado por la contratación del cremonés en 1587 para llevar a cabo un proyecto más ambicioso: la inspección de todas las infraestructuras defensivas del Archipiélago junto con la redacción de un informe completo sobre las mismas que incluyese propuestas de ampliación y reforma.

La estancia del ingeniero en el Archipiélago duró en total unos doce años, hasta 1596, lo que le brindaría la oportunidad de conocer con cierta profundidad diversos aspectos sobre la cultura y la historia del mismo. Afortunadamente, en sintonía con el estilo barroco imperante en la cultura italiana, Torriani decidió que un simple informe técnico sería demasiado árido para el gusto del monarca:

Habiéndome ordenado Vuestra Majestad, en años pasados, que hiciese la descripción de las Islas Canarias, me pareció que tan pequeñas tierras, destacadas del África, así solas, por la pequeñez del asunto, no podían serle sino de poco agrado. Y así, al encontrar en los monumentos de las letras con qué hermosearlas, me determiné añadirle la historia y los acontecimientos que en ellas pasaron, hasta nuestros tiempos, con los pareceres y los dibujos de sus fortalezas.[2]TORRIANI (1959), p. 1.

(más…)

Más / More...